La Carta de la Bolsa La Carta de la Bolsa

Presupuesto

Santiago Niño Becerra - Miercoles, 04 de Marzo

Ya he utilizado la frase varias veces (me la dijo un abogado), vuelvo a utilizarla: "Las palabras lo soportan todo"; la cambio: "Los presupuestos lo soportan todo". Los de USA del próximo año, también.

El presidente Obama quiere llegar a un déficit del 12,3% del PIB, bien, llegará; “¿si?”, sí: a medida que estemos peor (hoy estamos peor que ayer y menos mal que mañana), la gente se irá acojonando más, y los políticos más aún, los de USA más. Si alguien dice que con un presupuesto que arroje un saldo del -12,3% del PIB se va a conseguir hoy “normalizar las cosas”, o no tiene ni la más remota idea de por donde van los tiros, o lo que está haciendo en intentar ganar tiempo. En el caso del presupuesto USA me apunto a lo segundo.

Y demagogia: mucha. Vamos a ver, ¿qué hace una persona rica si le suben los impuestos?, pues buscar vías para evitar pagar más. El presidente Obama quiere financiar la sanidad universal aumentando los impuestos a los ricos, y eso suena muy bien, primero porque el 17% de la población USA carece de cobertura médica porque sus ingresos no les permite recurrir a la asistencia para pobres, pero tampoco pagar las facturas de las compañías privadas de seguros médicos.

ilustraciónQueda genial salir en la tele diciendo que no es aceptable que 40 millones de ciudadanas y de ciudadanos USA no tengan cobertura médica y que deben tenerla, y que eso lo van a pagar los ricos. Ignoro si la ciudadanía USA que no puede acceder a la sanidad lo logrará, pero lo que está claro es que no será con el dinero de los ricos. Y, ya que estamos, ¿por qué, de pronto, ese afán por generalizar la sanidad?.

¿Saben porqué es privada la sanidad en USA?, pues porque es una fuente inagotable de negocio ... mientras la gente ha tenido pasta para gastársela. Si una persona está enferma, hará lo que sea para curarse, y si ha gastarse todo lo que tiene o ha de endeudarse para pagar la asistencia sanitaria que necesita, o al menos, parte de ella, lo hará. Tener que pagar por la sanidad es dinero en el banco: es una forma perfecta de estrujar a la gente: no hay alternativa, y los beneficios están asegurados.

Hace unos meses me enseñaron listas de precios de venta de medicamentos, de ingresos de profesionales de la medicina, de precios de coberturas sanitarias: absolutamente alucinantes; pero la ciudadanía USA los ha pagado, en parte porque muchas empresas utilizaban un seguro médico como complemento a las remuneraciones salariales, en parte porque el cliente estaba cautivo, en parte porque en USA no ha habido sindicatos que se hayan preocupado por este tema a nivel nacional, en parte porque ningún partido político ha metido este tema en su programa electoral. Resumiendo: pagar mucho por la asistencia sanitaria ha sido un negociazo durante muchos años, pero se acabó.

A medida que la precrisis vaya avanzando, cuando la crisis estalle con toda su virulencia, las empresas dejarán de pagar las pólizas de cobertura sanitaria de sus empleados; los despidos se dispararán, por lo que más y más personas perderán su asistencia médica; las rentas descenderán, y la extensión de las coberturas se reducirá al poder pagar las aseguradas y los asegurados menores importes. Ello redundará en caídas de ingresos de las aseguradoras y en un aumento espatarrante de la conflictividad social: contribuirá a la conflictividad social que se irá generando a medida que la situación económica se vaya degradando.

¿La solución?, canalizar dinero público hacia las compañías aseguradoras “garantizando” la asistencia sanitaria universal, y diciendo que eso saldrá de los mayores importes que, vía fiscal, los ricos malasombras tendrán que pagar. Y, de rebote, se dice sin decirlo que la gente puede tener más dinerito en el bolsillo porque, tal vez, tenga que pagar menos por su sanidad.

Esta historia es como lo de la esclavitud. Si tal horrible era la esclavitud que llevó a una guerra civil en USA (ya sabemos que eso es falso), ¿por qué los hacedores de la Constitución no abolieron la esclavitud cuando redactaron el documento?, pues porque necesitaban a los esclavos para cultivar sus granjas, tanto en el Norte, como en el Sur. Si tan terrible es que toda la población USA no pueda acceder a la sanidad, ¿por qué no implantó Truman en su Fair Deal, o Johnson en su Great Society el derecho a la sanidad universal?, pues porque no convenía, pero ahora sí conviene ... decir que se hará, y se hará algo para mitigar lo que viene, pero poco en comparación con lo que habría que hacer: no va a haber pasta para hacerlo.

¿Son conscientes de lo que es un 12,3% de déficit presupuestario?, pues equivale a decir que, si el Estado USA en el 2010 se gasta lo que ha dicho que se va a gastar, en el 2010 USA va a crecer el -5,0%, o menos. Si eso es así cada parte del planeta va a centrarse en sus propios problemas, y nadie va a querer comprar la deuda USA, por lo que, o dejan de fabricar misiles de crucero, o el Estado USA no va a disponer de fondos para comenzar a universalizar la sanidad. ¿Los ricos USA?, se habrán ido a Ricolandia.

Es decir, este presupuesto, pienso, no es más que un gigantesco montaje mediático que la población USA se tragará porque necesita cosas denominadas “esperanzas”, más a medida que más vaya degradándose la situación económica y social. Es más de lo mismo: tapar agujeros, aguantar hasta mañana, obtener un día más.

Por eso repito lo que ya he dicho: Obama no es Roosevelt sino Hoover, el presidente al que el estallido de la depresión cogió en Babia, que se gastó lo que no tenía, que prometió cosas incumplibles, que se reunió con medio USA, para llevar al país a una situación peor a la que estaba al principio. Hoover no hizo lo que sí hizo Roosevelt: iniciar el cambio sistémico; Obama no va iniciar el cambio sistémico, a) porque aún no toca, y b) porque las políticas de ese cambio aún tienen que afinarse; por eso promete cosas, y tapa agujeros, y dice que los ricos van a pagar la sanidad de los pobres, porque algo hay que decir.

(Salvando las distancias es como la pensión de Sir Frederick Goodwin: 693.000 pounds anuales. Ahora el Gobierno quiere pagarle menos porque algo tiene que darle al pueblo a cambio de que trague los 0,67 billones de libras que el Estado va a meter en la banca, por eso ha pedido al ex CEO del RBS que renuncie voluntariamente a parte de su pensión, y Sir Goodwin ha dicho que no, que lo que se da no se quita. ¡Y hace muy bien!: el problema de la economía británica no lo ha causado Sir Goodwin: Sir Goodwin estuvo haciendo lo que mucha gente le pareció genial, por eso le permitieron que lo hiciese; y si, en el pasado, se llegó a la conclusión de que hizo cosas malas en el RBS, en vez de haberle comprado su marcha con una super pensión, tenían que haberle encausado, el problema es que en los juicios pueden decirse cosas que nunca deben saberse. ¿La pensión de Sir Goodwin: él mismo se la va a bajar: tampoco esta vez la cosa va a llegar a juicio, y a esos niveles se pueden tener cadáveres en los armarios).

Santiago Niño Becerra. Catedrático de Estructura Económica. Facultad de Economía IQS. Universidad Ramon LLull.

Lo más leído hoy en La Carta